Cómo hacer publicidad online

Published last year in General - 0Comments
publicidad online

Aunque la inversión en publicidad tradicional ha ido decayendo en los últimos años y la crisis ha causado grandes estragos en muchas empresas, la publicidad online ha seguido creciendo a pasos agigantados. No cabe duda de que Internet ha supuesto una gran revolución tanto para el mundo de la tecnología como para el de la comunicación. La red nos brinda un amplio abanico de canales para comunicarnos con personas que se encuentran al otro lado del planeta y, a medida que ha ido creciendo, las marcas han ido implicándose más en ellos, aprovechándolos para llegar a un mayor número de clientes. Lo que les ha llevado a invertir grandes recursos en publicidad online, en detrimento de otros tipos de publicidad más tradicionales, como la prensa, la televisión o la radio.

Internet nos ofrece muchas ventajas a la hora de poner en marcha nuestras estrategias de marketing y aumentar las ventas de nuestro negocio. Pero para ello, es fundamental conocer qué tipo de acciones pueden llevarse a cabo para llegar a nuestro público objetivo y obtener la tasa de conversión más elevada posible.

publicidad online

Tipos de publicidad online 

En la actualidad, existen muchos tipos de publicidad diferentes entre los que podemos decantarnos a la hora de destinar nuestros recursos. Desde estrategias prácticamente gratuitas a otras que funcionan mediante la modalidad de pago por clic. Pero la elección dependerá no solamente de nuestro presupuesto, sino también del público objetivo al que queremos dirigirnos y al tipo de producto o servicio que ofrecemos. Cada tipo de publicidad online tienen sus propias características, se inserta de manera distinta y persigue un objetivo concreto. Con lo cual, deberemos valorar cuál es el que mejor se ajusta a nuestras necesidades y a los objetivos que hayamos establecido previamente.

1. Banners

Fueron los primeros anuncios en aparecer en la red y hoy son una de las formas de publicidad online más frecuentes. Generalmente se colocan en lugares estratégicos de un sitio web y podemos encontrarlos de diferentes formas y tamaños. Existe la posibilidad de pagar por ello, pero también de realizar intercambios con otras empresas que comercialicen productos relacionados con tu sector. eso sí, para poder llevar a cabo este tipo de intercambios, deberás contar con un buen posicionamiento SEO. Si no es tu caso, lo más recomendable es apostar por campañas de Google AdWords que permiten establecer un presupuesto en función de nuestros recursos. La ventaja es que solamente pagaremos cuando los usuarios pinchen en el anuncio.

2. Pop Up

Seguramente te hayas encontrado con cientos de anuncios pop up en todos los años que llevas navegando por Internet. Se trata de ventanas emergentes que aparecen cuando entramos a una página web. Dentro de la publicidad online, se trata de una de las acciones más intrusivas y molestas, sobre todo cuando se muestran en dispositivos móviles, ya que resulta más difícil cerrar los anuncios. No lo recomendamos, ya que muchas veces se consigue el efecto contrario. En lugar de conseguir aumentar las ventas, los usuarios acaban creándose una imagen más negativa de la marca.

3. Email Marketing

Actualmente es una de las estrategias de marketing más efectivas que existen. El único inconveniente es que el hecho de que muchas empresas hayan abusado de este tipo de publicidad ha llevado a muchos usuarios a marcar este tipo de publicidad como spam o a borrarlos. No obstante, en los últimos tiempos la estrategia se ha ido perfeccionando y en lugar de enviar solamente publicidad, muchas marcas están apostando por mandar contenidos útiles que puedan ser del interés para los usuarios y que les ayuden a camuflar sus promociones y anuncios. De esta forma, es más fácil que el usuario quiera abrir el correo en lugar de eliminarlo.

4. Publicidad en móviles

Los móviles han experimentado un importante crecimiento en los últimos años, lo que ha hecho que cada vez sea más marcas los que apuesten por la publicidad online a través de este tipo de dispositivos. En este tipo de publicidad se incluyen tanto los anuncios en páginas webs como las promociones enviadas a través de SMS y aplicaciones de mensajerío instantánea.Hasta no hace mucho, la mayor parte de los anuncios móviles no eran más que adaptaciones de los anuncios para ordenador, pero cada vez podemos ver más anuncios que han sido diseñados expresamente para pantallas más pequeñas y que resultan menos molestos que los anuncios normales o una ventana emergente.

5. Publicidad en blogs

Aunque las inversiones en este tipo de estrategias se han ido estancando en los últimos tiempos, lo cierto es que siguen siendo una de las acciones más importantes para las marcas dentro de sus campañas de publicidad en Internet. La mayor parte de estas estrategias se llevan a cabo a través del propio contenido, camuflando la marca dentro de una reflexión, una pieza informativa o una experiencia. En muchos casos se trata de blogs de influencers que cuentan con un gran número de seguidores. Pero además de en el propio contenidos, en muchos blogs podemos encontrar anuncios que promocionan los productos o servicios de una determinada marca que paga por ello al blogger.

6. Publicidad en redes sociales

Conforme el ha ido aumentando la cantidad de redes sociales y el número de seguidores que están en ellas, más empresas han optado por invertir en campañas de publicidad en a través de estos canales. Por lo general, las redes sociales ofrecen la posibilidad de promocionar mensajes o contenidos que las propias empresas o usuarios individuales publican en ellas. Gracias a ello, es posible mejorar la visibilidad de la marca y llegar a una mayor cantidad de público. Y es que redes sociales como Facebook cada vez están restringiendo más la visibilidad de las publicaciones de las marcas. Con lo cual, si queremos que nuestras campañas de Social Media alcancen los objetivos propuestos, es más recomendable optar por los anuncios de pago.

7. Publicidad en vídeos

En este tipo de publicidad online se incluyen los anuncios insertados en vídeos de plataformas como Youtube, Vimeo, Dailymotion o Vine. Se reproducen al inicio del vídeo que el usuario quiere ver y ofrecen la posibilidad de saltarse pasado unos segundos. Aunque creamos que es mejor que no puedan saltarse, diversos estudios han demostrado que tienen mayor audiencia y el tiempo de visualización es más elevado cuando es el propio usuario el que decide si quiere seguir viendo o no el anuncio.

Pero además de la publicidad insertada en vídeos, en este grupo los banners que se insertan en páginas webs en formato vídeo. Este tipo de publicidad suele ser más efectiva que los banners convencionales pues resultan mucho más llamativos para los visitantes.

8. Publicidad hipersegmentada

Se trata de definir nuestro público objetivo para crear grupos de perfiles similares. Con ello, lo que se busca es evitar malgastar nuestro presupuesto en impresiones y clics de usuarios que no están interesados en lo que ofrecemos o que no son el objetivo de nuestra publicidad. De esta forma, nuestros anuncios solamente se mostrarán a aquellos que realmente son clientes potenciales.

9. Retargeting

El retargeting es una estrategia muy eficaz para aumentar las ventas. Consiste en recordar al usuario nuestros productos. Se basa en el hecho de que es extraño que una persona realice un pedido si no ha visitado rpeviamente varias veces la web. El objetivo que se persigue con este tipo de publicidad es acortar el tiempo entre la primera visita y las siguientes para acelerar la venta.

 

No comments yet